Una acusación de fraude, ni hablar de una condena, puede dañar seriamente su reputación, su libertad y su futuro. Si enfrenta cualquier tipo de acusación de fraude, necesitará a un abogado que sea tenaz y experimentado. El abogado Frank Rubino tiene más de 30 años de experiencia defendiendo a clientes de delitos no violentos. Él puede proporcionar defensa sólida para ayudarle a proteger su futuro.

En casos de fraude, es fundamental contar con una representación legal diligente. Busque la ayuda de un abogado de defensa en casos de delitos patrimoniales lo antes posible. Llame al 866-718-3994 hoy mismo.

¿QUÉ ES EL FRAUDE?

El Black's Law Dictionary (8a edición, 2004) define el fraude como "una tergiversación deliberada de la verdad o un encubrimiento de hechos relevantes para persuadir a otros de actuar en detrimento suyo". El daño en un fraude por lo regular consiste en privar a una persona de dinero u otros bienes que legítimamente le pertenecen.

Los delitos de fraude se clasifican conforme al tipo de transacción en el que ocurrió el engaño. El fraude es un serio delito criminal y se define de manera amplia. El fraude criminal es un cargo que puede presentarse tanto contra empresas como contra personas (una empresa no puede ir a prisión, pero puede enfrentar multas considerables).

TIPOS DE FRAUDE

  • FRAUDE POSTAL

    El estatuto federal de fraude postal (18 U.S.C. § 1341. Fraudes y estafas) se puede utilizar contra una amplia variedad de víctimas. El fraude postal requiere que se prueben cuatro elementos: una estafa ideada o destinada a defraudar u obtener dinero o bienes mediante medios fraudulentos; intención; relevancia; y el uso de -o motivo de que se use- el correo en el ejercicio de la estafa.

    No es necesario que la comunicación por correo en sí misma sea fraudulenta; simplemente debe realizarse en el ejercicio del plan de defraudar. Tampoco es necesario que el correo represente un elemento esencial de la estafa; basta con que las comunicaciones por correo pertenezcan a una parte esencial del fraude. El elemento de "plan de defraudar" cubre una amplia variedad de fraudes que incluyen fraude de seguros, fraude médico, fraude de tarjetas de crédito y fraude de valores.

  • FRAUDE ELECTRÓNICO

    El estatuto federal de fraude mediante el uso de telecomunicaciones (18 U.S.C. § 1343. Fraude por medios electrónicos, radio o televisión) funciona de manera paralela al estatuto de fraude postal. Los elementos del fraude electrónico en esencia son los mismos del fraude postal con la excepción de que el fraude electrónico requiere la transmisión en comercio extranjero o interestatal de materiales escritos, signos, señales, imágenes o sonidos a través de comunicaciones de cable, radio o televisión en lugar de a través del correo. No es necesario que el acusado supiera o previera que la transmisión sería interestatal, únicamente que lo haya sido.

  • FRAUDE BANCARIO

    El estatuto federal de fraude bancario (18 U.S.C. § 1344. Fraude bancario) se aprobó en respuesta al aumento en fraudes financieros a principios de la década de 1980. El estatuto de fraude bancario penaliza el "llevar a cabo, o intentar llevar a cabo, deliberadamente una estafa o artificio para defraudar a una institución financiera o con el fin de obtener propiedad perteneciente a, o bajo la custodia o control de, la institución financiera a través de promesas, representaciones o medios fraudulentos".

  • FRAUDE DE VALORES

    El fraude de valores (18 U.S.C. § 1348. Fraude de valores o materias primas) es un engaño intencional a inversionistas que genere una ganancia financiera. Cualquier persona que ofrezca, compre o venda valores como acciones, obligaciones y bonos está sujeto a las leyes de valores. Una empresa puede ser responsable de fraude de valores si presenta información falsa sobre su situación financiera al público. Los analistas, que deben actuar de buena fe y dar prioridad a los intereses de sus clientes, pueden ser responsables de fraude de valores si tienen conflictos de intereses. También pueden estar expuestos si participan en estafas de "inflar y vender" (una estafa en la que hacen llamadas de ventas ofreciendo una acción en un intento de incrementar la demanda e impulsar el precio de manera que las acciones se puedan vender para conseguir una ganancia rápida).

OTROS TIPOS DE FRAUDE

Existen otros muchos delitos de fraude que incluyen:

  • Robo de identidad, que puede incluir fraude de tarjeta de crédito o robo de números de Seguridad Social y puede ocurrir en conjunto con fraude de seguros o ayuda social
  • Lavado de dinero como transferencias electrónicas ilegales
  • Fraudes tipo Ponzi, en los que se paga a los primeros inversionistas con fondos de los inversionistas posteriores
  • Fraude comercial como malversación de fondos o tráfico de información privilegiada
  • Fraude de oportunidades de negocios como fraudes de trabajo en casa o de marketing telefónico
  • Fraude fiscal, que incluye evasión y presentación de declaraciones falsas
  • Fraude de Medicare como facturación fraudulenta
  • Fraude de bienes raíces, que incluye compradores fantasma, valuaciones infladas y fraude de bancarrota
  • Corrupción pública como sobornos o malversación de fondos gubernamentales

HABLE CON UN ABOGADO DE DEFENSA CRIMINAL

Un cargo de fraude no solo implica la amenaza de un castigo severo; tan solo ser acusado de un fraude puede tener serios efectos colaterales en la vida personal del acusado. Los cargos de fraude pueden manchar la reputación de una persona o empresa por mucho tiempo después de que se haya lidiado con los cargos criminales formales.

Si usted o alguien que conoce han sido acusados de fraude criminal, este es el momento de consultar a un experimentado abogado de defensa por delitos patrimoniales. Llame al 866-718-3994 hoy mismo para programar una consulta con Frank Rubino en Houston o Miami.